DESTAPE MIX

Incluye:
LA CHARANGA DEL TIO HONORIO - "Hay que lavalo"
LA CHARANGA DEL TIO HONORIO - "Ay cordera"
DESMADRE 75 - "La chorba del Jacinto"
LOS COLEGAS - "Marcianitis total"
GEORGIE DANN - "Casatschok"
DESMADRE 75 - "Vamos de excursion"
LA CHARANGA DEL TIO HONORIO - "El Oni"
LA CHARANGA DEL TIO HONORIO - "Qué le dijo?"
FERNANDO ESTESO - "La Ramona"
LUIS AGUILÉ - "Juanita Banana"
DESMADRE 75 - "Saca el güisky cheli"
RED DE SAN LUIS - "¡Bailad!"
MIXED BY: DJ HARLEQUIN
Safe Creative #1312029494029
VERSIÓN MEGAMIX LONG VERSION



Total Time: 8:32 Total Time: 13:33
Recortable:

Esta obra está bajo una licencia Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 2.5 España de Creative Commons. Para ver una copia de esta licencia, pinche en el icono inferior o visite http://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/2.5/es/ o envie una carta a Creative Commons, 171 Second Street, Suite 300, San Francisco, California 94105, USA.

 

 

                En 1976, tres importantes compositores productores jóvenes con talento, sentido del humor y no pocas dotes vocales demostradas en otros terrenos crearon La Charanga del Tío Honorio. Eran Honorio Herrero, Julio Seijas y Luis Gómez Escolar. Se adelantaron en 30 años a lo que el inefable Koala de 2006 ha denominado "rock rústico" (de "lomo ancho") e hicieron un exitazo de su "Hay que lavalo". Pero un año antes, en 1975, Seijas y Gómez Escolar ya habían experimentado con uno de esos caricaturescos lenguajes de tribu sociológica y compusieron "Saca el güisqui, cheli". Muchos sacaron el champán (entonces no se decía cava) para celebrar la muerte de Francisco Franco, porque 1975 es esencialmente el año del fallecimiento del dictador. El jefe de Estado se iba de este mundo después de haber firmado las penas de muerte de cinco terroristas del FRAP y ETA, y en medio de la tensión producida por la Marcha Verde marroquí en reivindicación de la soberanía del Sahara español.

               Entre 1975 y 1976 ocurrieron en España muchas más cosas, como la visita del presidente estadounidense Gerald Ford, que se cayó al bajar por la escalerilla del avión, el fin de la última locomotora de carbón a cargo del príncipe Juan Carlos, su proclamación como rey de España el 22 de noviembre de 1975, la adaptación del nuevo salario fijo en 345 pesetas/día, el nombramiento de Adolfo Suárez como presidente del Gobierno, el 5 de julio del siguiente año con la inauguración del grupo escultórico dedicado al payaso Fofó o el 24 de septiembre con el estreno en el teatro Reina Victoria de "El adefesio", de Rafael Alberti, el estreno de las películas "Alguien voló sobre el nido del cuco", "Tiburón" y "Furtivos" y algunas otras de producción autóctona que se inscribían en un movimiento llamado "destape". También habíamos acudido al teatro para extasiarnos con "Jesucristo Superstar" y en la televisión triunfaba Félix Rodríguez de la Fuente. Y un israelí que atendía por Uri Geller, que con las cámaras por testigo, había causado una conmoción nacional al doblar telepáticamente cucharas, poniendo en marcha en los hogares relojes estropeados. No sólo en España acababa una época con la muerte de Franco, sino también en el mundo con el fin de la guerra de Vietnam, mientras se reabría el Canal de Suez y una nave espacial rusa se acoplaba con otra estadounidense. Y, volviendo a España, pude que el clima de ansiedad propiciara que, a modo de distracción y con más facilidad que en otras circunstancias, triunfaran canciones como la de este trabajo: "Destape Mix".

                La música no fue ajena a esta etapa llamada de "la Transición", floreciendo nuevos artistas y grupos que dejaron atrás aquel mítico "Libertad", de Jarcha, himno de las elecciones generales. También supuso la consagración de artistas con años de éxitos a sus espaldas. Pocos años antes recordamos, entre otros,  a Los Diablos y "Un rayo de sol" (1970); Fórmula V y su "Eva María" (1973), Los Brincos y su "Flamenco", Los Payos con "María Isabel" o Los Puntos con "Cuando salga la luna". En fin, grandes temas que algunos siendo niños recordamos con cariño y que nos hizo asomarnos al mundo de la música. Dentro de este panorama, como digo, surgieron nuevas apuestas musicales de estilo cómico, que plasmaban en sus canciones la vida de esos años, sea la incuestionable presencia de Ovnis, (¡ah, los tiempos de Fernando Jiménez del Oso y J.J. Benítez), el inicio de los videojuegos (atrás quedan los ordenadores Amstrad o los ZX Spectrum), algunos muy simpáticos y en ocasiones deslenguados a causa de la nueva libertad de expresión adquiridas y sin tanto miedo a la censura de las letras, siendo este estilo bautizado como agro-pop.

                Desmadre 75 eran cuatro tíos voluntariamente estrafalarios, cachondos mentales a los que, al menos aparentemente, les traían sin cuidado todas estas cosas. A ellos solamente les interesaba bajar "mismamente por la calle Mayó, dejando al personal con un pammo, jalando con la moto a tó trapo, dihpuehto a jacé una orgía, cá chorvo emparejao con su tía", y demás complejidades intelectuales. Hubo en aquel año canciones directamente de usar y tirar, como "El bimbó" (Georgie Dann) o muy comerciales, como "Una paloma blanca" (George Baker Selection). También alguna otra decididamente lacrimógena, como "El teléfono llora" (Domenico Modugno). Pero también otras de más o menos enjundia, como "Bella sin alma" (Richard Cocciante), "Todo el tiempo del mundo" (Manolo Otero), "Melina" (Camilo Sesto) y "Amor, amor" (Lolita). Lolita decía "amó, amó". Quizá es que también había ido "jalando con la moto a tó trapo" y en la carrera, "emparejá con su chorvo", había perdido algunas consonantes. Como tantos otros, crecí con estos temas y los tatareé sin remisión, y lancé mis carcajadas infantiles ante las ocurrencias de algunos de estos artistas. Este simpático Destape Mix, que se presenta completo, trata de recuperar y que no caigan en el olvido algunos de aquellos temas con los que convivimos toda una generación, algunos de los cuales todavía recordamos gracias a las nuevas tecnologías.

                Como cualquier megamix, este Destape Mix contiene muchos elementos y secretos, algunos de los cuales voy a tratar de explicar. Como ese dicho: "cada maestrillo tiene su librillo", así que por primera vez trataré de desenmascarar algunos (no todo, ¿eh?).

1.- El Destape Mix comencé a maquinarlo desde el verano de 2005 (sólo dos amigos sabían de mis intenciones). Es más, antes de las Navidades de ese año, ya estaban completados 4 minutos. Sin embargo, tuve que comenzarlo de nuevo hasta en otras tantas 4 ocasiones. ¿La razón? El viejo ordenador se jubiló despidiéndose con un pico de tensión que se cargó disco duro, memoria y placa base. Me metí en uno nuevo y este último me falló en las tres restantes debido a un problema de tensión desde la fuente de alimentación al disco duro (en total, con las visitas al servicio técnico, 3 discos duros a la basura, menos mal que la garantía manda) Entre los parones de mes y medio cada uno y los horarios de trabajo, intempestivos, que sufrí (¡qué casualidad, de noche a 12 horas, en ocasiones hasta 16), todo se fue ralentizando hasta el final.
2.- El título original iba a ser "Ali-Oli Mix", por eso de la españolidad de este aperitivo de patata, vamos, igual que las porras y los churros, no en vano el trabajo es enteramente en castellano.
3.- La portada se la curró mi buen amigo Fran Dj, excelente Dj y persona, en mi compañía y la de exuberantes mujeres que se "destaparon" gustosas para nosotros hasta que decidimos ponernos serios y seguir mi idea original, la del Seat 600. La idea del recortable salió sobre la marcha.
4.- Muchos de los temas han sido recuperados de vinilos, ya que no se encuentran fácilmente en formato digital ni de coña. Disculpas si el sonido ha veces no es el que deseáramos... pero no me negaréis que escuchar la pasta de vinilo tiene su atractivo.

Vamos con el apartado de efectos:
5.- Los sonidos "ventosos" son reales. No me preguntéis a quien pertenecen, que me da vergüenza decirlo...
6.- En el minuto 1:56, esa especie de beso que aparece no es tal (hubiera muy sencillo), sino un efecto de rayar el vinilo unido a otro de descorchar un botella.
7.- En el minuto 02.42 aparece un sample que dice algo como: "AIOUUUuuuu". Es un canto zulú real y original que significa exactamente "mezclar". Además de ser un guiño de la casa, una especie de firma (siempre introduzco algún elemento étnico en mis trabajos, además de samples de dibujos animados), era imperdonable no incluirlo. Pasa desapercibido, pero tiene su explicación al tratarse de un trabajo de mezclas.
8.- En el minuto 04:09, durante el estribillo de "La Chorba del Jacinto", de los Desmadre 75, aparece un sample junto a la frase "... tiene un Vespino". En este punto me debatí si introducir el sonido real de esta motocicleta (lo tengo) o hacer algo parecido. Finalmente me decanté por se original y conseguir el efecto con la cremallera de un chaleco, con el micro apoyado literalmente en mi escritorio. El resultado creo que es muy digno.
9.- A lo largo del megamix aparecen varios mensajes "ocultos", seguro que los detectáis sin problemas. Uno de ellos es un buen colaborador en el mundillo del megamix, como locutor, autor de cuñas de radio, doblaje..., en fin, un fiera. En otro aparece la voz de Asterix en castellano..., ¡hala, a desenmascararlos!  :)
10.- El final del Destape Mix está íntimamente relacionado con las dificultades a la hora de confeccionarlo. Lo pasé mal, muy mal, anotando compulsivamente las ideas para distintos efectos durante su confección, y eso sin olvidar los problemas con los equipos informáticos.